El PP de Alburquerque rechaza unos Presupuestos Municipales del ORPO-PSOE que solo contemplan subir tasas y bajar inversiones

  • Los populares creen que este presupuesto para lo que queda de 2018 y el 2019 que entra, es consecuencia del Plan de Amortización de Deuda que el Ayuntamiento se ha visto obligado a llevar a cabo por no estar al día en los pagos a la Seguridad Social y Hacienda

27, noviembre, 2018.- El Partido Popular de Alburquerque va a rechazar esta tarde los Presupuestos Municipales que ORPO-PSOE llevan a la sesión plenaria municipal, unas cuentas para lo que queda de 2018 y el 2019 que entra que lo único que aportan a la vida de los alburquerqueños es subir los impuestos a las familias y bajar las inversiones en la ciudad.

Los populares creen que este presupuesto es consecuencia directa del Plan de Amortización de Deuda que el Ayuntamiento se ha visto obligado a llevar a cavo por no estar al día en los pagos a la Seguridad Social y Hacienda, una nefasta gestión del actual alcalde, Ángel Vadillo, que ha llevado a la ruina a las arcas municipales y a todos los ciudadanos de Alburquerque que ahora pagan sus consecuencias con más tasas.

Las cuentas municipales que ha presentado el ORPO, con la complicidad del PSOE, son “el infierno fiscal” que anunció ya el PP, y que llega directamente por el el plan de ajuste enviado por el Ayuntamiento al Ministerio para poder conseguir el crédito de 3,6 millones de euros. Un préstamo, más sus intereses, que Alburquerque, sus familias y empresas tienen que pagar, y que se va a pagar con una subida de tasas de más de un 20% en 2018, y que ya se dispara en 2019 donde se falsean las cuentas con un supuesto ingreso de 500.000€ por un canon urbanístico, y por la llegada de alguna empresa que los populares tienen serias dudas de que se produzca en 2019.

El impuesto de obras sube para poder, o intentar recaudar unos 265.000€, y los ingresos por los cotos de caza también se disparan hasta casi los 32.000€ en 2019. Una entrada de dinero vía tasas que dejan sobre la mesa la duda de si se van a revertir en la ciudad y su bienestar o tan solo van a servir para machacar el bolsillo de los alburquerqueños y poder así Vadillo amortizar a largo plazo la ingente deuda que su indecente gestión ha provocado en el Ayuntamiento.

Las cuentas municipales, que esta tarde se van a debatir en el pleno, son también reflejo de las prisas electorales de Vadillo y sus compañeros del PSOE, hay elecciones y la partida de gastos de personal en 2019 sube unos 300.000€, más de un 10% y casi exclusivamente en personal temporal y eventual, una actuación para tapar bocas que no es más que un parche propagandístico para rascar votos, sin atajar la precaria situación laboral de Alburquerque.

La misión de lavada de imagen del alcalde, su equipo de gobierno local y sus compañeros del PSOE, les lleva a multiplicar por 7 los gastos en mantenimiento de parques y pavimentación; por 5 el mantenimiento de instalaciones deportivas o por 3 el gato en alumbrado, además de una partida de 36.000€ para un DJ, que no se sabe cuándo va a actuar ni para qué, pero el dinero ya lo tiene.

Gastos e inversiones sin justificación ni certezas reales de que se vayan a poder acometer, y nada de inversiones, no proponen inversiones de ningún tipo en un Presupuesto de 5 millones de euros, en los que el 60% va destinado a pagar personal.

Por todo, el PP de Alburquerque va a decir no a estos presupuestos, que son el fiel reflejo de un proyecto fracasado, del desgobierno y el desmán de Ángel Vadillo, que la ciudad no puede soportar ni un minuto más, por la forma tan grave en que afecta a las economías familiares y a las empresas.

By | 2018-11-27T11:13:06+00:00 noviembre 27th, 2018|Tags: , |0 Comments

Leave A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies